menu
Unidad Asesora de Analisis Economico y Social
Medición de la pobreza monetaria mediante las Encuestas de Fuerza de Trabajo (EFT) del Banco Central de la República Dominicana: Propuesta metodológica y resultados 2000-2008
12 septiembre, 2008
Análisis del desempeño económico y social segundo semestre 2007
Análisis del desempeño económico y social segundo semestre 2007
30 agosto, 2007
Monitor energético 2008

Monitor energético – enero 2008

Resumen

1. La tensión del mercado petrolero. El año 2007 concluyó dejando tras de sí una historia ingrata de alta volatilidad del mercado petrolero con precios que tendieron al alza de manera sostenida, generando tensión en diferentes ámbitos del entorno económico nacional e internacional. Esta dinámica llevó a que, a fines de año, la cotización casi duplicara registrados a principios del período, y multiplicara por cinco veces los observados en 2001, previo a intensificación de la escalada alcista. A mediados de enero-2007, el precio del WTI tocó fondo y marcó un punto de inflexión ($50.5 dólares por barril) con el que concluyó la tregua bastante apreciable para las economías altamente dependientes de las importaciones energéticas en el mundo, inició un período de alza sostenida de los precios del petróleo y derivados en el mercado internacional que se sostuvo a lo largo de todo el año. Diciembre cerró con los precios del petróleo acariciando la barrera de los $100 dólares por barril, nivel que resulta más que preocupante por las tensiones económicas y sociales que genera y por el potencial de peligro para la sostenibilidad de los equilibrios macroeconómicos, tanto interno como externo. Atrás, muy atrás, quedaron los $10 dólares que se pagaron por el crudo hace justo una década, así como los niveles pico que se marcaron en agosto (2006) y septiembre (2005), cuando por factores naturales (Katrina), conflictos geopolíticos (tensiones Irán-USA) y bajos niveles de inventarios en el mercado-USA, los precios rondaron los US$77 dólares por barril. El alza continua de los precios del petróleo mantiene en jaque y genera tensiones de costes, fiscales y sociales en los niveles doméstico, empresarial y familiar de las economías altamente dependientes de las importaciones de hidrocarburos en el mundo.

Send this to a friend